Mostrando entradas con la etiqueta Miguel el Almirante Invencible. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Miguel el Almirante Invencible. Mostrar todas las entradas

viernes, 11 de octubre de 2013

Miguel el Almirante Invencible - Un Cuento Basado en Hechos Reales




En plena guerra centrada en el Océano Pacífico, Miguel recibe para comandar un pequeño barco de guerra, en mal estado, con tripulación mal preparada, y provisto de armas obsoletas.

El barco de Miguel medía apenas 59,4 metros de largo, 10,6 metros de ancho, y 4,5 metros de profundidad. Sin duda, el barco de guerra más pequeño del mundo.

Recibida la orden de zarpar, sin pensarlo dos veces, Miguel se lanza a la mar y empieza a buscar naves enemigas, las que venían amenazando las costas de su país.

Con arrojo y valentía, Miguel empieza a tener una victoria tras otra, en una de ellas captura un gran barco transporte enemigo, que llevaba a los mejores oficiales y soldados del país enemigo. Respetó a todos.

Una característica remarcable de Miguel era salvar, no hacer daño, a las tripulaciones de los barcos atacados, y a los soldados enemigos capturados en barcos de transporte.

Las sucesivas derrotas de la armada enemiga, causaron desesperación y pánico en sus autoridades y el pueblo. ¿Como era posible que un pequeño barco, en mal estado, mal armado, y con tripulantes no preparados podía mantener en jaque a toda su moderna flota de grandes barcos de guerra? Hubo destituciones de políticos y militares en el país enemigo, una crisis total.   

Miguel seguía combatiendo a pesar de que su barco cada vez estaba peor, había bajado sensiblemente su velocidad, y el nivel y calidad de sus provisiones era insuficiente.

Enterado de esto el enemigo congrega a todos los grandes y modernos barcos de guerra de su marina, y bloquea la marcha del barco de Miguel, quien a pesar de su condición no paró de combatir.

Todos los barcos enemigos no pararon de disparar al pequeño barco de Miguel quien muere dando ordenes en el puente exterior de mando. Ya en ruinas el barco de Miguel seguía recibiendo disparos que acabaron por eliminar a casi todos sus oficiales y tripulantes.

El enemigo se comportó en forma totalmente opuesta a la forma magnánima como lo venía haciendo Miguel. Los comandantes y oficiales enemigos participantes en este ataque no tenían nada de hidalgos.

Pero, al final, pasando los años, el otrora enemigo, hoy mantiene a flote,  venera, y rinde honores a Miguel y su pequeño barco, anclado en uno de sus principales puertos.

Actualmente Miguel es conocido en todo el mundo como el Gran Almirante, el Caballero de los Mares.

Miguel resultó al final el gran triunfador. (hurtvillac)

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

Páginas vistas en total